Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Contrariamente a la creencia popular, la migración aporta beneficios económicos a los países de acogida, asegura la Comisión Económica para África

Por Charlène N’Dimon/Agence Ecofin

El 85% de la migración africana está vinculada al comercio y a los viajes transfronterizos comunes. Esto supone una contribución concreta a la estabilidad económica, la reducción de la escasez de mano de obra y el bienestar socioeconómico de los países de destino.

Contrariamente a la creencia popular, la migración aporta muchos beneficios a los países de acogida. Así lo indicó la Comisión Económica para África (CEPA), tras un taller sobre la contribución de la migración al desarrollo en África, celebrado en Dakar el miércoles 17 de enero.

«La migración es beneficiosa tanto para los países de acogida como para los países de origen de los inmigrantes«, subrayó la institución en un comunicado de prensa.

La comisión lo justifica enfatizando que la migración simplifica la transferencia de habilidades, aumenta la fuerza laboral y promueve el desarrollo del capital humano y el progreso tecnológico en los países de acogida. Una idea que va en contra de la opinión según la cual los inmigrantes “roban” la riqueza del país de acogida para transferirla a su país de origen.

A modo de ejemplo, muchos países del Norte optan por centrarse en los trabajadores de los países del Sur para compensar sus déficits en sectores clave. En octubre de 2023, Túnez e Italia firmaron un acuerdo destinado a ofrecer cada año a 4.000 trabajadores tunecinos cualificados la oportunidad de trabajar en Italia durante un período de tres años.

Según un informe de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), un aumento del 10% en la población migrante dentro y entre los países europeos contribuye a un aumento del 0,15% en el ingreso regional por habitante en promedio, siendo más significativo efectos para las regiones rezagadas. Además, los migrantes fortalecen los vínculos comerciales, impulsando las exportaciones e importaciones, particularmente con destinos fuera de la Unión Europea y regiones que reciben inmigrantes educados.

Además de los países occidentales, estos beneficios también se extienden a la migración intraafricana. Aunque a menudo no se reconoce, la mayor parte de la migración africana tiene lugar dentro del continente, impulsada principalmente por oportunidades laborales, según datos del Centro Africano de Estudios Estratégicos. El centro estima que el 85% de la migración africana está vinculada al comercio y los viajes transfronterizos comunes. Esto supone una contribución concreta a la estabilidad económica, la reducción de la escasez de mano de obra y el bienestar socioeconómico de los países de destino. Al mismo tiempo, “el surgimiento del Tratado de Libre Comercio Continental Africano (AfCFTA) y su Protocolo sobre la Libre Circulación de Personas allanará el camino para otros beneficios económicos que surjan de la migración”, añadió.

Para la CEPA, este taller fue una oportunidad para examinar las experiencias de los países africanos en la optimización de la contribución de los migrantes al desarrollo de sus países de origen. También se hizo hincapié en la identificación de herramientas, acciones y políticas que puedan acelerar esta contribución, así como en el fortalecimiento de la cooperación Sur-Sur entre las partes involucradas en la gestión de las cuestiones migratorias en África.​

 

Fuente: Agence Ecofin

En Portada

Scroll al inicio

No te pierdas